Blog de GeorgeHMead

Desarrollo del interaccionismo simbólico.

Aspectos teóricos  del interaccionismo simbólico.

Tradicionalmente la sociología ha intentado explicar los fenómenos sociales en términos supraindividuales, por ejemplo en términos de conflictos de clases, o expresiones culturales o ver la acción individual como resultado de un sistema normativo general. 

El accionar de los individuos se explica a partir de relaciones estructurales, a partir de posiciones sociales o roles que cumplen en la estructura social. Sin embargo, para el interaccionismo simbólico la sociedad no está principalmente constituída por "clases", "sistema normativo" o "posiciones". Esos conceptos son abstracciones sin sentido en la medida que no pueden ser conectados directamente a los actos y experiencias de las personas que son las partes realmente constitutivas de una sociedad. 

No se puede en el interaccionismo simbólico usar algún concepto que no se pueda definir operacionalmente. Esto implica que lo que se estudia es la conducta externa del organismo, al mismo tiempo que conceptualmente debemos detenernos en el individuo. Esto nos entrega por tanto los componentes principales del análisis del interaccionismo simbólico: el símbolo y el individuo. Todo otro concepto analítico como por ejemplo clase social, debe ser llevado al accionar del individuo. 

Herbert Blumer (1969) resume el interaccionismo simbólico en tres tesis que el llama tres premisas simples. La primera es que las personas actúan en relación a las cosas a partir del significado que las cosas tienen para ellos. La segunda dice que el contenido de las cosas se define a partir de la interacción social que el individuo tiene con sus conciudadanos. El tercero implica que el contenido es trabajado y modificado a través de un proceso de traducción y evaluación que el individuo usa cuando trabaja las cosas con las que se encuentra. Estas tres tesis o premisas resumen un sistema complejo de ideas acerca de cómo es el mundo de las personas y cómo éstas en él reaccionan.

A su vez, los principios básicos del interaccionismo son, según Ritzer (1988)18los siguientes: a) Los seres humanos, a diferencia de los animales inferiores, poseen la capacidad de pensar; b) la capacidad de pensar está moldeada por la interacción social; c) en la interacción social la gente aprende los significados y los símbolos que les permiten ejercer su capacidad humana distintiva de pensar; d) significados y símbolos le permiten a la gente ejecutar acción humana distintiva e interacción; e) la gente es capaz de modificar los significados y símbolos que ellos usan en la interacción sobre la base de la interpretación de la situación; f) la gente es capaz de hacer esas modificaciones porque tienen la habilidad de interactuar con ellos mismos, lo que les permite examinar diferentes cursos posibles de acción, determinando las ventajas y desventajas relativas y escoger una; g) los modelos de acción y de interacción constituyen grupos y sociedades. El interaccionismo simbólico pone al sujeto en el centro, pero al mismo tiempo plantea de que sólo se puede tener acceso a la actividad creativa del sujeto mediante la participación del investigador como un miembro iniciado en el mundo de los investigados para con palabras de ellos, poder dar un cuadro acerca de lo que acontece en este mundo. 

Aspectos metodológicos del interaccionismo simbólico.


Para Blumer lo importante no es la actitud, como tendencia internalizada dentro del actor, sino el proceso de definición a través del cual el actor le da forma a su acto. De hecho Blumer se oponía a cualquier teoría psicológica que ignore el proceso mediante el cual el actor construye significado. Blumer era también opuesto a las perspectivas sociológistas que ven la conducta individual moldeadas exclusivamente por fuerzas externas. 

Los métodos del interaccionismo simbólico también enfatizan la importancia de poner atención a la forma en que interacciones particulares dan lugar a entendimientos simbólicos. El interaccionismo simbólico es la orientación sociológica que a menudo se identifica con la tradición cualitativa. Se opone diametralmente a la utilización de las ciencias naturales como modelo para las ciencias sociales. Del mismo modo plantea que es innecesario el que se formulen hipótesis que antecedan al trabajo de investigación. El interaccionismo simbólico enfatiza que la sociedad debe ser estudiada a partir de las perspectivas particulares, propias de los miembros de la sociedad. La idea es estudiar la vida social así como sucede, como es concebida por y para los miembros de la sociedad, al mismo tiempo que se rechaza cualquier intento de forzar el entendimiento de la realidad social a través del uso de modelos teóricos predeterminados. 

La interacción social es en sí misma un fenómeno que implica que los actores traducen y anticipan las respectivas acciones y conductas. La interacción social no es por tanto un fenómeno creado a partir de hechos abstractos, difíciles de alcanzar. La interacción tiene lugar entre personas que usan comunicación simbólica para producirla y a través de ello crear entendimiento mutuo.

Un accionar social es según Mead uno que abraza el trabajo mancomunado de más de un individuo. Las acciones sociales están construídas en base a interacción social e interpretación. Si los individuos van a colaborar entre ellos y crear objetos sociales, deben orientar su conducta unos hacia los otros. Cada uno debe contar con las eventuales respuestas de los demás ante los actos propios y suponer que los demás harán la misma cosa. Es este proceso de dirección mutua lo que recibe el nombre de interacción social. Por último, cabe señalar que un rol fundamental para la interpretación de comportamiento de otros lo juega el conjunto total de acciones, objetos y accionar común que el individuo percibe, recibiendo esta configuración el nombre de definición de la situación.



Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: